Boletin
Esencia
Última modificación: Lunes, 11 Junio 2012, Visitas en web: 994, Visitas en foro: 344
guia de jessica para ligar con vampiros

Guía de Jessica para ligar con vampiros

Ficha Técnica

  • Título: Guía de Jessica para ligar con vampiros
  • Autor/a: Beth Fantaskey
  • Serie: Sin serie
  • Reseña de: ANNY

Puntuación

5.0/5 rating 1 vote

Comparte esta reseña

Sinopsis

Un misterioso estudiante de intercambio llamado Lucius Vladescu irrumpe en la vida de Jessica asegurando que ella es una princesa vampira nacida en Rumanía y que él es su prometido para toda la eternidad. El chico es arrogante, impertinente, protector hasta la saciedad y, para colmo,... ¡muy guapo!

Con ayuda de la Guía del vampiro adolescente: sexo, salud y vida interior, Jessica deberá descubrir cómo pasar de ser una simple adolescente a convertirse en una deslumbrante princesa vampira. Pero justo cuando empieza a sentirse atraída por Lucius, una malvada animadora decide interponerse entre ambos.

Jess tendrá que luchar para reconquistar a su incorregible príncipe, detener una inminente guerra entre vampiros y salvar el alma de Lucius de la condenación eterna. Con tantas responsabilidades sobre sus hombros, Jessica llegará a plantearse que la vida habría sido mucho más fácil si se hubiera enamorado de un buen chico... de un chico mortal.

Valoración personal

Siendo una novela de vampiros, está claro que los seguidores de sagas como Crepúsculo disfrutarán de esta novela. Aunque si bien es cierto que en los últimos tiempos se han publicado muchas novelas vampíricas, la verdad es que encontrar algo original y diferente, o algo que te llame la atención, no es tan sencillo. Podría decir que soy una lectora de impulsos, cuando leo el argumento de un libro y me atrae, me lanzó a leerlo, y eso me pasó con este novela.  Así que me alegro de decir que el libro me ha cautivado.

Su protagonista, Jessica, es una joven americana que vive en una granja con sus padres vegetarianos, va al instituto, tiene sus amistades, le gusta un chico llamado Jake, en definitiva, es una adolescente normal, con sus sueños e ilusiones. Todo un castillo de naipes que se derrumba cuando Lucius entra en escena.

La primera vez que Jessica ve a Lucius será algo así como premonitoria en su relación: cuando ella está esperando el autobús que la llevará al instituto, se percatará de que alguien la observa. Alguien que la mira en la distancia, como si fuera un fantasma, y susurra «Antanasia». Los sentimientos contradictorios que él provoca en ella en ese momento se mantendrán a lo largo de la novela, hasta que finalmente el corazón y la mente de Jessica / Antanasia se reconcilien.

Lucius Vladescu tiene las cosas claras, ha sido criado para hacerse responsable de su clan, es un vampiro para el que los sentimientos están en un segundo plano, pues en su mundo cualquiera que muestre un mínimo de compasión o de duda en sus acciones es fácilmente eliminado. Así se lo han enseñado. Y su deber es volver a Rumania con la princesa Antanasia y cumplir el pacto que antaño se hiciera entre los Dragomir y los Vladescu para terminar con la guerra entre clanes.

Sin embargo, para Jessica ésta es una historia inverosímil, que él afirme ser su prometido y se crea con el derecho de opinar sobre sus costumbres está fuera de lugar: ella es americana. Pero conforme va conociendo a Lucius, y ahonda en su personalidad, entiende que no es el joven arrogante y siniestro que aparenta ser, sino que en su interior se oculta un chico necesitado de afecto, y sus defensas comienzan a caer.

Por el contrario, Lucius, que al principio no puede concebir que Jessica se «atreva» a rechazarlo (según su crianza cualquier mujer debería hacer reverencias a su paso), termina comprendiendo que ella es demasiado pura e inocente para el mundo en el que él vive y que quizás sería mejor alejarse de ella y romper el pacto.

Estos dos protagonistas, con sus sentimientos, acciones y contradicciones, me han parecido entrañables. Cómo logran hacer frente a todas las situaciones que de pronto se les presentan desvelan muy bien el caracter de cada uno, pues su relación no será un camino de rosas, desde la intervención de los vampiros antiguos, hasta los prejuicios de la gente que les rodea, un largo vagaje les espera a estos protagonistas.

Beth Fantaskey ha sabido narrar una trama compleja, mezclar locas historias de instituto con oscuras escenas entre peligrosos vampiros no es fácil, pero sobre todo dotarlas del humor, la aventura, el romance y la acción necesarias para cada situación.

Me sumergí en su lectura desde la primera página y prácticamente devoré esta novela. Y cuando llegué al final, estuve tentada de volver a empezarla sólo para leer de nuevo ese trepidante y vertiginoso final que te deja con el corazón en un puño y con la miel en los labios. Lástima que la historia acabara; me hubiera gustado seguir leyendo la historia de estos dos protagonistas un poco más.

En definitiva, es una novela que recomiendo, y no sólo a un publico juvenil, si bien novela esté catalogada dentro de este género, pues considero que las lectoras más adultas también disfrutarían de esta historia fantástica entre una princesa y un príncipe vampiros.