Boletin
Esencia
Última modificación: Lunes, 15 Junio 2015, Visitas en web: 826
portada

Ligeramente casados

Ficha Técnica

  • Título: Ligeramente casados
  • Autor/a: Mary Balogh
  • Serie: Bedwyn 1
  • Reseña de: Helena A.

Puntuación

5.0/5 rating 1 vote

Comparte esta reseña

Sinopsis

En Francia, en el campo de batalla, el altivo pero caballeroso lord Aidan Bedwyn prometió a un soldado herido de muerte que cuidaría a la hermana que este dejaba en Inglaterra. El azar lo lleva así ante Eve Morris, con un juramento que él está determinado a cumplir pese a que ella rechaza toda ayuda...
O casi toda, porque si Eve no se casa se verá desposeída de la mansión donde se crió. Aidan le hace una oferta a la que no podrá oponerse: un simple matrimonio de conveniencia, pasar juntos unos cuantos días y después toda una vida de feliz independencia separados. Sin embargo, no contaban con la intromisión del hermano mayor de Aidan y una irresistible atracción que puede dar al traste con sus prácticos planes.

Valoración personal

Aidan Bedwyn no se imaginaba donde le llevaría la promesa que le había hecho a un soldado en el campo de batalla cuando le prometió que protegería a su hermana y que le contaría en persona su muerte justo antes de que este muriese. Aidan es un hombre de palabra, así que viaja al campo a contarle a Eve Morris esa desagradable noticia de la muerte de su hermano y a protegerla, aunque no sabe muy bien de qué.

Para Eve Morris la noticia de la muerte de su hermano llega en el peor momento, ya que o se casa o perderá la casa en la que vive que pasaría en manos de su primo Cecil, el cual no tiene ninguna intención de ayudarla. Y no se quedará sólo ella sin casa, sino que además dejará a todas las personas que tiene a su servicio o a su cargo en la misma situación. Eve ha ido contratando y ayudando a personas que nadie más quería, por ejemplo, tiene a sus cargo unos niños que no son familia directa suya pero que quedaron huérfanos y su primo (el mismo que se quedará la casa si no se casa) no quería, una institutriz que se quedó embarazada sin estar casada y que nadie quiere contratar para que se encargue de los niños que ha adoptado junto con el hijo de ella, el ama de llaves es una mujer que había estado en la cárcel… Así que no sólo se preocupa por ella, sino que al quedarse sin casa deja sin hogar a todos estos personajes. Sin embargo, cuando Aidan Bedwyn aparece en su vida diciendo que le prometió a su hermano ayudarla no le cuenta su situación.

Pero como Aidan no se rinde tan fácilmente, finalmente descubre el problema de Eve y le propone una solución que a ella no le quedará más remedio que aceptar, sobre todo por las personas que dependen de ella y que tanto valora. Le propone hacer una matrimonio rápido en Londres, así la casa no pasará a manos de su primo Cecil, y por lo tanto, ella podrá seguir viviendo allí con su gente y él volverá al ejército y no volverán a verse nunca más.

Así que cuando ella acepta se casan de forma muy rápida y deciden no verse más. Sin embargo, el destino no se lo pone tan fácil y van surgiendo diferentes distracciones que hacen que se vean más de lo que habían planeado. Una de estas interferencias, y la más importante, es por parte del hermano de Aidan que decide que ella debe ser presentada en sociedad como su mujer, así que a ella no le queda más remedio que ir con él y pasar tiempo juntos. Tiempo que sin querer aprovecharan para conocerse mejor y enamorarse. Es muy interesante toda esta parte porque es cuando se van conociendo más los dos protagonistas entre ellos y también el lector. Pero además también me han gustado porque aparecen los hermanos de Aidan. Aunque al principio parecen muy altivos y tratan a Eve como si fuese menos, poco a poco ella se los va ganando del mismo modo que se va ganando el corazón de Aidan.

Me han gustado mucho los dos protagonistas. Aidan Bedwyn es un hombre serio, inexpresivo, cuesta saber lo que está pensando, pero es muy fiel a su palabra y está dispuesto a ayudar aunque las consecuencias que sufra sean mucho mayores que lo que pueda ganar. Eve Morris es una mujer muy buena, que siempre intenta ayudar a personas más desfavorecidas, es muy bondadosa y cariñosa con esas personas y con sus amigos, y sobre todo con los niños que tiene a su cargo y que trata como si fuesen sus propios hijos. Pero se enamoró hace tiempo y lleva esperando a un hombre que no llega unos cuantos años sin recibir noticias y sin querer aceptar otra proposición de matrimonio hasta que no le queda más remedio que casarse para conservar su hogar.

Me ha gustado mucho como se va desarrollando la historia, como se van enamorando poco a poco, como van cogiéndose más confianza mutua, y como prefieren sacrificar lo que sienten en lo que piensan que es más beneficioso para el otro, aunque al final los dos se lleven una sorpresa. Es un libro muy tierno, entre dos personas a las que les cambia la vida de repente, pero aunque ellos no lo sospechen ese cambio sea a mejor. Creo que es un libro muy recomendable, agradable de leer y que te deja con buen sabor y con una sonrisa