Boletin
Esencia
Última modificación: Viernes, 05 Abril 2019, Visitas en web: 240
Hombre dificil

Un hombre difícil

Ficha Técnica

  • Título: Un hombre difícil
  • Autor/a: Diana Palmer
  • Serie: Hombres de Wyoming 5
  • Reseña de: ANNY

Puntuación

4.0/5 rating (1 votes)

Comparte esta reseña

Sinopsis

Blair Coleman era un millonario que siempre había cuidado de su negocio, el petróleo. Después de que la mujer de quien se creía enamorado lo utilizara y se librara de él, su vida personal dejó de ser una prioridad. Además, solo había una persona que lo quisiera de verdad, pero la irresistible belleza rubia tenía un problema: era la hija de su mejor amigo.
Niki Ashton había sido testigo de la desgracia amorosa y de la lucha del amigo de su padre. Blair era el hombre más fuerte y obstinado que había conocido nunca. Su gran corazón y su carácter apasionado lo habían convertido en el hombre de sus sueños; pero, cada vez que surgía la posibilidad de mantener una relación íntima, él se alejaba de ella.
Los recelos de Blair solo flaquearon cuando se vio enfrentado a una posible tragedia. Ahora, era todo o nada: matrimonio, hijos, familia… Pero, ¿sería demasiado para Niki? ¿Llegaba demasiado tarde?

Valoración personal

«Un hombre difícil» es la quinta parte de la serie Hombres de Wyoming. Las primeras entregas correspondientes a los hermanos Kirk me dejaron un buen sabor de boca, así que cuando supe de la publicación de esta historia no quise perderme su lectura. Si hablamos de novelas ambientadas en el oeste, Diana Palmer es una de las autoras con más reconocimiento dentro de este género y sus libros son de los más vendidos. Cierto es que tienen un hándicap: son romances a veces demasiado tradicionales que no gustan a todo el mundo. Pero en general son relatos con tramas sencillas que te entretienen y te hacen pasar un buen rato.

Blair Coleman ha cometido el error de casarse por las razones equivocadas. Su esposa tenía un increíble parecido con su madre, que acababa de fallecer y a la que había adorado, lo que le hizo caer en el equivoco de pensar que sería igual de amorosa que ella. Lamentablemente se equivocaba y ha pagado su error con un matrimonio infeliz que no logra hacer funcionar. Cada vez le queda más claro que su esposa solo quiere una cosa de él, su dinero, y su convivencia con una mujer tan fría e interesada como ella es insostenible.

El único lugar en el que Blair encuentra consuelo es en el racho de su amigo Todd, donde busca refugio mientras su esposa se dedica a viajar por el mundo. Curiosamente su hija Niki muestra con él esa bondad y compasión que buscaba en una compañera y que le recordaba tanto a su madre. La joven despierta en él un anhelo prohibido, pues la deferencia de años les separa. Además su complicada situación personal le impiden involucrar a otra mujer en una guerra sin cuartel, aunque el deseo cada vez sea más difícil de refrenar.

Niki Ashton no ha tenido suerte con los hombres. No es que donde viva haya muchas oportunidades de conocer a chicos y las pocas citas que ha tenido han terminado de una manera nefasta. El único hombre que es una constante en su vida es Blair, el mejor amigo de su padre. Un hombre atractivo, trabajador y cabal que sería el hombre perfecto como marido, si no le llevara más de quince años y estuviese ya casado. Ella sabe que no debería fijarse en él, pero le resulta imposible no compararle con los chicos de su edad.

El sueño de su vida sería formar una familia con un hombre que la quiera, pero es una misión que parece imposible. Niki ha sido testigo de los sinsabores que Blair ha sufrido en su matrimonio, ansiando ser ella la mujer que compartiera su vida. Cuando él confirme su intención de separarse la esperanza renacerá, pero su desengaño sentimental lo ha convertido en un hombre distante incapaz de ver lo suyo es verdadero amor. Demostrarle que ella no es como el resto de mujeres será un reto difícil, pero Niki no descansará hasta conquistar el corazón del hombre que ama.

Diana Palmer me ha sorprendido en esta novela con una buena dosis de drama. El camino hacia el corazón de Blair no será sencillo para Niki que deberá enfrentarse a múltiples obstáculos, pero sobre todo a la cabezonería de su amado. La protagonista se considera una mujer nacida en el siglo equivocado, pues sus ideales son tradicionales. Encontrar el amor de su vida y formar una familia. Con estas expectativas, la forma de comportarse de su generación no es algo que vaya con ella. Por eso, y conociendo el tipo de hombre que es Blair considera que es el adecuado para ella.

La relación entre los protagonistas va progresando a medida que Niki va creciendo y convirtiéndose una mujer. De pronto los sentimientos protectores que ella despierta en Blair se convierten en deseo y lujuria. Naturalmente, nuestro protagonista cree que no debe someter a Niki a sus inadecuados pensamientos, así que intenta distanciarse de ella. Aunque no siempre lo consigue. Él cree que Niki debe experimentar lo que son las relaciones intimas con un hombre de su edad, y no con alguien mayor que de iniciar una relación se convertiría en un anciano cuando ella todavía fuese joven. Naturalmente, ella no piensa lo mismo. Y los pocos interludios amorosos le dan la razón al respecto.

A lo largo de la novela me he sentido frustrada con esta pareja en varias ocasiones. Niki es una mujer apocada, que por su juventud e inexperiencia no sabe plantarle cara a Blair. En alguna ocasión se hubiese merecido una buena reprimenda por algo en lo que creo caen algunos personajes masculinos, creer que sabe lo que es mejor para ella. Cuando la realidad es quien no tiene ni idea de lo que quiere es él. Bueno, si la tiene pero en ocasiones me ha parecido muy cobarde para luchar por ello. Hasta que ya es demasiado tarde, pues con un giro dramático la vida pondrá a prueba la fortaleza de la relación de esta pareja.

Así pues, como he dicho, me he pasado toda la novela en un ¡ay! El protagonista ciertamente hace honor al título de la misma, «Un hombre difícil», pues conseguir su amor se va a convertir en una ardua tarea para Niki, que me ha parecido la verdadera heroína de esta historia. A nivel argumental para mi ha estado demasiado cargada de impedimentos, he echado de menos escenas compartidas con un poco de humor que contrarrestara la negatividad en la que los personajes se ahogan. He sentidos que todos esos inconvenientes no eran sino excusas, aunque puede que solo fuera mi percepción.

No puedo decir que sea una mala novela, simplemente no he empatizado con los personajes como me hubiese gustado. No me ha llenado como las obras anteriores, que tenías más intriga y acción; no obstante es una novela sencilla y amena que seguro atraerá a otros lectores. Definitivamente, Hombres de Wyoming es una serie que recomiendo y deseo seguir leyendo, pues no toda las entregas de una saga pueden estar al mismo nivel ni gustarte del mismo modo. Espero que el suspense vuelva y disfrutar de un buen romance como siempre que leo a esta autora.